Como hacer slime sin bórax

¿Buscas hacer slime casero?

¡Genial!... Has llegado al lugar indicado, aquí mismo te mostraremos las distintas formas para hacer tu propio slime desde casa, explicando paso a paso y por si fuera poco, te ayudaremos con algunos videos para que te resulte más claro el proceso de elaboración.

¿Qué es el slime?

Antes de comenzar con las recetas caseras para hacer slime de forma económica, debemos explicar un poco acerca de lo que es exactamente el slime, pues a día de hoy hay personas que no están muy enteradas de esta pasta. Pues bien, si queremos verlo de esta manera, viene a ser como la nueva versión de la plastilina, y su popularidad es cada vez mayor dado que a través de internet se ha ido viralizando el uso de la misma, sobre todo en vídeos de youtubers famosos que juegan con el slime.

El SLIME es una masa elástica

Pues eso, este curioso juguete es una masa elástica que en los últimos ha venido haciéndose cada vez más popular entre los niños de entre 5 y 12 años de edad, aunque claro está que los adultos también tienen algun momento para jugar, hay quienes dicen que es un buen remedio para desestresarse por la sensación que causa el manipularla con fuerza.

Además de ser un perfecto juguete para entretener a los niños, está demostrado que el uso de slime tiene ciertos beneficios, entre ellos destaca el desarrollo sensorial de los pequeños, además de fortalecer la motricidad y tonificación muscular, pues se trata de oprimir y desarrollar figuras; evidentemente les ayuda a desarrollar la creatividad pues en cada creación al estar moldeando, siempre querrán hacer nuevas figuras.

¿Es mejor que la plastilina?

Aunque hoy en día existe la plastilina no tóxica, los pequeños de la actualidad prefieren el slime incluso más que la famosa plastilina Play Doh, esa que también se puso de moda un tiempo, con la diferencia de que fue a base de publicidad y con la desventaja de su alto costo. Lo mejor del slime es que puedes hacerlo de distintas maneras de forma casera. Así que, respondiendo la pregunta inicial... El slime casero no es precisamente mejor que la plastilina (más bien depende de los gustos propios de cada pequeño), sin embargo es más fácil su elaboración, económica y además te diviertes mientras la estás fabricando.

¿Dónde puedo comprarlo ya hecho?

Algunos no tenemos la paciencia o el tiempo de hacer cosas de éste tipo en casa, aunque es realmente sencilla su elaboración... Sin embargo, preferimos comprar el slime a un precio económico, y para que te resulte conveniente puedes hacerlo a través de internet, muchas veces resulta más económico al hacer pedidos por lotes. Podrías juntarte con más personas que deseen adquirirlo para que el costo sea menor.

En tiendas físicas, nos resultaría difícil hacerte recomendaciones puesto que dependiendo del país sería muy larga la lista de tiendas o centros comerciales. Muy probablemente las manejen en jugueterías grandes o tiendas dedicadas al desarrollo cognitivo de los niños, donde venden materiales para preescolar, ludotecas, etcétera.

Recetas para hacer slime en casa

Te mostramos distintas recetas caseras para hacer slime de manera económica, habemos a quienes se nos hace costoso el comprar directamente esta masa para jugar o simplemente que nos gusta fabricar o hacer experimentos en casa tanto como sea posible, al hacer experimentos vistos en internet, si lo hacemos en equipo con la familia puede convertirse en una experiencia divertida. Estas recetas caseras de slime las hemos recopilado a través de internet y vídeos de YouTube, si conoces algún otro tutorial o forma de hacer esta moderna masita, te vamos agradecer que nos lo cuentes para agregarla aquí y complementar la información.

Bien, hay distintas formas de cómo hacer slime casero que aquí te mostramos, échale un ojo a todas y elige la que mejor te parezca. Si eres menor de edad, pide ayuda a tus padres o alguien mayor de edad, aunque son sencillas de realizar, aconsejamos que su fabricación sea supervisada por un adulto.

¿Cómo hacer slime sin bórax?

Hacer slime sin bórax

El bórax es también conocido como borato de sodio, tetraborato de sodio o sal de boro y aunque su uso está presente en los hogares de manera cotidiana, no se recomienda para la fabricación de slime en casa y si te preguntas el porqué, si diariamente lo utilizamos en el jabón con el que nos lavamos las manos... Pues bien, el bórax no es tóxico si se utiliza en pequeñas cantidades, en productos como el jabón y detergentes tiene una concentración muy baja, por lo tanto no se absorbe en la piel, al utilizarlo en casa de manera experimental, no tendremos un control preciso de la porción.

Afortunadamente, hay varias formas de fabricar esta masa flexible sin utilizar bórax y aquí te dejamos la más recomendada pues nos ha resultado muy fácil de hacer.

Ingredientes:

  1. Recipiente de 500ml aprox.
  2. Cuchara o mezclador
  3. 120 ml de pegamento transparente o cola blanca
  4. Colorante alimenticio (opcional)
  5. Purpurina o brillantina (opcional pero recomendado)
  6. 100 ml detergente líquido.

Pasos para hacer el slime

  1. Paso 1: Dentro del recipiente, vertimos todo el pegamento transparente o cola blanca que hayas elegido.
  2. Paso 2: Si decidiste utilizar el colorante alimenticio, es momento de agregarlo al recipiente, bastará de 5 a 10 gotas. Comienzas a mezclar y vas al siguiente paso.
  3. Paso 3: Es momento de agregar la purpurina o brillantina, según sea el caso, aunque también es opcional, recomendamos agregarla para un resultado final más llamativo. Continuamos mezclando suavemente y de manera uniforme.
  4. Paso 4: Agregamos uno poco del detergente líquido y mezclamos bien. Es importante agregar el detergente en pequeñas porciones hasta vaciar toda la t.
  5. Paso 5: Una vez mezclado todo perfectamente, extraemos el slime casero que hemos creado y seguimos moldeando con la mano hasta que su textura deje de ser pegajosa y ¡listo!... Nuestro slime hecho en casa estará listo para jugar!

Slime con maizena

Otra de las formas populares y más económicas para fabricar el slime en casa es con maizena, un producto que muchos tenemos en casa (o fácilmente lo podemos conseguir), ideal por no ser tóxico ninguno de sus componentes. Si deseas pasar una tarde agradable en casa, ya sea con tus hijos, sobrinos o los amiguitos de tus hijos; ésta es una excelente opción... El slime con maizena se convierte en la receta casera más fácil para fabricar este moco de gorila, el resultado es un poco distinto la masa moldeadora de juguete que encontramos por ahí, pero no por eso no le quita lo divertido, pues siempre es bueno variar un poco.

Si estás pensando en hacer slime a escondidas de tus padres, la maizena sería el ingrediente principal que nosotros te recomendaríamos. Por otra parte, desaconsejamos que lo hagas a escondidas, siempre será mejor recibir el apoyo de un adulto.

» Sigue leyendo acerca de cómo hacer slime con maizena de manera sencilla.

Slime con espuma de afeitar

Otra excelente receta casera para elaborar slime no tóxico desde la comodidad de nuestro hogar con el ingrediente estrella, la espuma para afeitar de nuestro padre o hermano, aunque no es igual de económica como lo es la maizena, lo recomendable es aprovechar los ingredientes que tenemos a la mano. Esta será una forma simple de hacer slime con un solo ingrediente y te dará resultado una masa de color blanco y esponjoso. Las bolitas hechas con esta receta, resultarán lo más agradables al tacto e incluso con algún efecto antiestres.

» Sigue leyendo acerca de cómo hacer slime con espuma de afeitar fácilmente.

Tipos de SLIME

A raíz de la popularidad de esta masa moldeadora o también conocida como moco de gorila, cada vez resulta de mayor utilidad en distintas áreas, ahora ya no solamente es un juguete que resulta muy atractivo para los pequeños pues resulta útil para situaciones cotidianas, en vídeos de slime hemos podido ver que se utiliza incluso como plantillas de calzado y así reducir el riesgo de ampollas o aminorar el cansancio por su sensación relajante.

Según la wikipedia, originalmente fue producido por la compañía Mattel en el año de 1976, aunque su popularidad ha ido en incremento en los últimos años. De esta manera, en todo este tiempo han ido apareciendo nuevos tipos para distintas finalidades, a continuación te mostramos algunos de los más comunes.

Slime de colores

Este tipo ha sido muy popular desde sus inicios por lo llamativo que resultan, en un principio lo más sencillo de fabricar era el slime transparente o blanco, sin embargo se fueron incluyendo los colorantes comestibles y con la grandiosa idea se fueron implementando en estas recetas caseras. Así fue que la variedad de colores se fue ampliando y con ello, más divertida se hace su fabricación casera. Hoy en día se pueden mezclar los colores y dar paso a verdaderas obras de arte, los límites los pone tu imaginación.

Slime gigante

Si quieres este popular juguete casero en gran escala, sencillamente puedes multiplicar los ingredientes a la escala que desees esta masa gigante. De esta manera lo podrás tener del tamaño que quieras según el uso que pienses darle, suele utilizarse en gran cantidad para hacer figuras grandes o bien para grupos grandes de niños. Aquí notarás más el ahorro al conseguir slime barato en su fabricación, además de pasar un momento de desestrés.

Slime azul de frozen

Se viralizó en videos y se le otorgó este nombre por la similitud con el vestido de frozen, esa película adorada por las niñas en 2018. Su textura es característica dado que se utiliza brillantina, al tacto se siente ligeramente áspera. En las recetas caseras, el color azul se le da mediante un tipo de colorante comestible y utilizando pegamento transparente. Aquí mismo encontrarás un vídeo que explica su fabricación, en él te darás cuenta lo simple que resulta este truco.

Slime Halloween, adorna tu casa o lugar de trabajo.

También usado por muchas personas para hacer adornos de halloween así como para otras celebraciones. Hay quienes fabrican calabazas y las adornan con objetos incrustados, si se utiliza algún tipo de slime de colores con cierta transparencia, puede llevar luz que la hará ver aún más original. Como lo hemos dicho, con esta masilla moldeadora de juguete casero las posibilidades para divertirse son muchas, así como de utilidades propias del slime, pues el límite solamente está en tu imaginación.

Slime zombie, para caracterizaciones de fiestas

¿Has visto algunas caracterizaciones de terror? Tales como brazos sangrientos o recreaciones de terror en alguna parte del cuerpo... Muchos de esos trucos se pueden hacer con slime sangriento, es muy utilizado en fiestas de disfraces que buscan caracterizaciones muy reales, lograr efectos propios de los zombies que tanto están de moda hoy en día. Te mostraremos vídeos para que aprendas a hacer caracterizaciones de zombie con slime, a partir de ahí podrás emplear tus conocimientos en lo que se te ocurra.

Beneficios del slime

Si eres de los padres que antes de comprarle un nuevo juguete a sus hijos, necesitan saber sus beneficios para saber en qué les resulta útil o si por el contrario, no fuera conveniente que lo tuvieran, haces bien en buscar los beneficios del slime. Salvo algunas precauciones obvias (que más abajo te decimos), no tendrás mucho de qué preocuparte puesto que las ventajas de usar slime son varias, sobre todo para los más pequeños de la casa.

Desarrolla la creatividad

Al estar ocupados constantemente pensando en qué figuras crear o cómo utilizar esta masa pegajosa, permanecen estimulando su creatividad. Como padres, podemos asignarles tareas y premiarlos de alguna manera cuando consigan ciertos objetivos, de esta forma no se darán por vencidos y seguirán activando la creatividad.

Fortalece la motricidad fina

Cuando las figuras a realizar son pequeñas, les ayuda a mejorar su motricidad fina. Por poner un ejemplo, les podemos pedir que realicen figuras de geometría con 100 gramos de masa aprox. les costará más trabajo en un principio, pero a medida que lo practican lo irán incluyendo cada vez más en sus creaciones, pues la dificultad no les generará pereza.

Tonificación muscular

En este aspecto nos sirve también a los adultos, el estar oprimiendo esta masa con distintas partes de nuestra mano es benéfico, si lo hacemos con la masa envuelta en algún trapo delgado, podremos darnos ligeros masajes que resultarán bastante placenteros.

Slime antiestres, muy relajante

La sensación varía un poco dependiendo del tipo de slime, pero los más suaves suelen ser antiestrés por ser muy relajante su sensación. Los adultos después de un día largo de trabajo pueden jugar con él mientras ven la tv, algún documental o lo que sea que no necesite las manos, al mismo tiempo que se frota en zonas donde se acumula el estrés, notaremos un efecto relajante.

Convivencia sana en familia

Pues eso, al ser un juguete casero nos puede reunir en familia y pasar un momento agradable. Si jugamos por turnos todos podremos participar, una buena idea es que alguien comience a hacer una figura en determinado tiempo y el siguiente le da continuidad según vaya entendiendo la finalidad de la figura.

Tal como lo vemos, los beneficios del slime pueden ser tantos como nos lo podamos imaginar. Además de ser un juguete casero barato y de fácil fabricación, es recomendable tenerlo por ahí como solución a una tarde aburrida en familia, o cuando los pequeñines se ponen inquietos.

Precauciones del slime

Cuando se trata de hacer experimentos en casa, debemos tener cuidado e investigar las precauciones a tener en cuenta, tampoco es que debamos creernos todo tal cual lo vemos en internet si el sitio donde lo hemos visto, no es una fuente 100% segura.

Dado que es un juguete casero destinado a niños pequeños, es de vital importancia que tengamos cuidado con los ingredientes a utilizar. Antes de nada, debemos asegurarnos que no sean tóxicos o dañinos para la piel ni ojos. Es por ello que desaconsejamos la receta de slime con bórax a menos que vaya a ser utilizado solamente por adultos, pues aunque el bórax no es un elemento tóxico, en grandes cantidades si que puede causar irritación.

Durante la fabricación, debemos hacerlo en recipientes totalmente limpios y moldeados en su etapa final sobre una superficie libre de cualquier material punzo cortante (pequeñas astillas de madera, vidrio, etc.) para que los niños no corran ningún tipo de peligro.